Prefacio

«Cada vez que pido un par de brazos me vienen con cerebro». Basándonos en esta frase de Henry Ford podemos decir que hoy «cada vez que llega un nuevo trabajador viene con smartphone de serie». Eso quiere decir que el monopolio de la comunicación ya no es de las empresas, de los comunicadores o de los medios tradicionales. Hoy cada persona tiene la posibilidad de convertirse en un emisor de noticias u opiniones, algunos incluso con carácter de prescriptor, otros de forma ocasional en función de motivos que nunca podemos predecir. La comunicación se ha democratizado y es casi imposible de controlar.

Esto afecta claramente a la comunicación interna de las organizaciones. Hace años las prioridades comunicativas de las empresas se centraban ...

Get Comunicar para transformar now with O’Reilly online learning.

O’Reilly members experience live online training, plus books, videos, and digital content from 200+ publishers.