Don Felícito Yanaqué y las virtudes burguesas

Alberto Mingardi

Cuando don Felícito Yanaqué era un niño que iba a la escuela, nunca tenía zapatos. Cuando le conocemos nosotros, a sus 55 años, en la novela El héroe discreto de Mario Vargas Llosa, es el vecino de la puerta de al lado que se ha hecho a sí mismo. Tiene una mujer que nunca le ha hecho muy feliz, dos hijos y una pequeña empresa de transportes. Las personas como él rara vez aparecen en las novelas. Y, si lo hacen, es casi siempre a modo de denuncia del despreciable materialismo de la pequeña burguesía.

Grandes fortunas, grandes trucos. La mayoría de los escritores desde la época de Balzac ven la riqueza como la tapadera hipócrita de pasiones ruinosas, como el legado de un pasado depredador ...

Get Ideas en libertad now with O’Reilly online learning.

O’Reilly members experience live online training, plus books, videos, and digital content from 200+ publishers.