La meta y los cuatro elementos
 
 

«Dice la leyenda que, antes del principio, el Creador de todas las cosas, el Hacedor-Arquitecto, decidió expandirse más allá de sí mismo para hacerse más sabio y más bello; fue entonces cuando emprendió la tarea de crear todo lo conocido y todo lo que aún no conocemos. Y así fue como estiró su mano hacia el Sur, que es la dirección que marca el crecimiento y la fructificación, y de allí tomó agua y dijo:

–Este es el elemento del que surge la vida, que lava y refresca, que hace crecer y da vitalidad; es el elemento que contiene las formas bellas, las emociones y los sentimientos…

Luego estiró su mano hacia el Norte, dirección de la renovación, del conocimiento y la sabiduría, tomó aire y dijo:

Get Traza tu rumbo now with O’Reilly online learning.

O’Reilly members experience live online training, plus books, videos, and digital content from 200+ publishers.