La sonrisa

En la introducción de esta segunda parte ya he mencionado que si los ojos no destacan como rasgo distintivo de un rostro, el primer golpe de vista se va a la sonrisa, en la que influyen muchos aspectos, como por ejemplo, los labios, la boca o los dientes.

Mejorar unos labios finos no reviste complicación alguna, puesto que puede resolverse inyectándoles un poco de ácido hialurónico y volverlos un poquito. Es una acción que deja la boca bonita, natural y sensual y que no se nota si se utiliza un buen producto y una buena técnica. Ahora mismo se dispone de ácidos hialurónicos que duran un año y permiten presumir de una boca bonita con la que la sonrisa gana muchos enteros, al igual que la cara.

Mejorar unos labios f1nos noreviste complicación ...

Get Belleza, siempre con salud now with O’Reilly online learning.

O’Reilly members experience live online training, plus books, videos, and digital content from 200+ publishers.