1.

Improvisa

Dirigir el cambio y dirigir a otras personas es un proceso de improvisación, como tocar jazz. Nos obliga a estar completamente presentes para afrontar los imprevistos que surjan. Supone estar abierto a la posibilidad inherente que hay en cada momento, y estar preparado para abandonar el plan previsto.

Improvisar viene del latín improvisus, que significa «no ver con antelación». Las personas que improvisan ven la vida como si fuera un juego, y se meten en algo porque les gusta, por el hecho de disfrutarlo. Son personas abiertas y están dispuestas a recibir lo que se les ofrece. Como explica Alex Sangster, actor en la Playback Theatre Company en Melbourne: «Si alguien te lanza el balón y tú lo coges, entonces empieza el juego. El ...

Get Not Knowing now with O’Reilly online learning.

O’Reilly members experience live online training, plus books, videos, and digital content from 200+ publishers.