1. ¿Quién no ha tenido un mal jefe?

Salvo que seamos muy jóvenes y apenas hayamos estado con uno o dos jefes, es difícil encontrar a una persona que lleve muchos años trabajando y no haya tenido un mal jefe.

Si lo pensamos detenidamente, tampoco es sencillo saber «ser jefe». Generalmente no les ha entrenado para ello. Cada uno se guiará por aquello que vio en otros, o por lo que su experiencia o inexperiencia le dicta.

Hoy a los jefes se les cuestiona y se les exige mucho, y aunque hubieran sido profesionales que gozaban de la consideración y el respeto de sus compañeros de trabajo, en el momento en que les hicieron jefes pasaron a ser juzgados por lo que hacen y lo que omiten, por lo que dicen y lo que callan, ...

Get Trabajar sin sufrir now with O’Reilly online learning.

O’Reilly members experience live online training, plus books, videos, and digital content from 200+ publishers.